¿Necesitas ayuda?
22 leyes marketing

Jack Trout y Al Ries explican en su libro “Las 22 leyes inmutables del marketing” y cómo éstas han servido para determinar el éxito o el fracaso de las grandes marcas. A pesar de la evolución temporal, el estudio que llevaron a cabo los dos autores se han convertido en guías para muchos marketers desde la década de los 90.

Estas 22 leyes son como normas estrictas por las que se rige el marketing y que sirven para crear estrategias de éxito comercial. Y hoy, queremos compartirlas con vosotros.

  1. Ley del liderazgo. “Es mejor ser el primero que ser el mejor”. En lugar de enfocarnos directamente en convencer a nuestros potenciales clientes de que nuestro producto es el mejor, deberíamos intentar ser el primer producto o servicio, el innovador, para que en la mente de nuestro consumidor seamos los primeros.
  2. Ley de la categoría. “Si no puedes ser el primero en una categoría, cree una nueva en la que pueda serlo”. Con el paso del tiempo, los productos y servicios evolucionan y se dividen en diferentes categorías. Podemos identificarnos con una de ellas que nos haga especiales.
  3. Ley de la mente. “Es mejor ser el primero en la mente que en el punto de venta”. Antes de llegar el punto de venta, tendremos que publicitarnos para estar en la mente del consumidor y que, más tarde, en la tienda, nos reconozca.
  4. Ley de la percepción. “El marketing no es una batalla de productos, sino de percepciones”. Es complicado cambiar la percepción de las personas. Principalmente porque la gran mayoría se basa en percepciones de segunda mano, las que otras personas ya conocen. Por lo que es importante enfocar nuestros esfuerzos a definir, entender y adaptar las percepciones de las personas a nuestros productos o servicios.
  5. Ley del enfoque. “El principio más poderoso en marketing es poseer una palabra en la mente de los clientes”. Si conseguimos que una sola palabra nos identifique como marca, conseguiremos el éxito de nuestra estrategia. Con una sola palabra que nos defina, seremos identificables para nuestros clientes.
  6. Ley de la exclusividad. “Dos empresas no pueden poseer la misma palabra en la mente de los clientes”. La segunda parte y consecuencia de la anterior es que nuestra palabra no puede pertenecer en la mente del consumidor o cliente a otra empresa. La exclusividad está muy cotizada, por lo que centraremos la estrategia en ella para conseguir buenos resultados en el plan de marketing.
  7. Ley de la escalera. “La estrategia que hay que utilizar depende directamente del peldaño que se ocupe en la escalera”. A la hora de posicionar nuestra marca o producto, analizaremos en qué posición nos encontramos dentro de la categoría a la que pertenezcamos. Las escaleras, en Marketing, son largas si se refieren a productos o servicios que no son de primera necesidad y cortas si lo son. Es mejor situarse en tercera posición en una escalera larga, que en una corta.
  8. Ley de la dualidad. “A la larga, cada mercado se convierte en una carrera de dos participantes”. Cada vez que una categoría aparece en el mercado, se crea una escalera con varios peldaños que finalmente, termina siendo una carrera entre dos marcas. Si nos posicionamos bien con una buena estrategia, tendremos que seguir madurando nuestra marca para no bajar ningún peldaño.
  9. Ley de lo opuesto. “Si optas al segundo puesto, su estrategia está determinada por el líder”. Ponemos como ejemplo a CocaCola y Pepsi, como te contamos en el post anterior. Pepsi triunfa porque se dirige al público al que no lo hace CocaCola. Si somos la alternativa al líder, también nos mantendremos en la mente del consumidor.
  10. Ley de la división. “Con el tiempo, una categoría se dividirá para convertirse en dos o más”. Por lo que tendremos que definir nuestra posición en la escalera y adecuar nuestra estrategia para no bajar peldaños.
  11. Ley de la perspectiva. “Los efectos del marketing son visibles a largo plazo”. Seguramente con nuestra estrategia de marketing y nuestras acciones, obtendremos resultados a corto plazo. Sin embargo, no podemos perder de vista que las leyes del marketing harán que a largo plazos tengamos otro tipo de resultados favorables o desfavorables en función de si los hemos tenido o no en cuenta anteriormente.
  12. Ley de la extensión de línea. “Existe una presión irresistible para extender el valor de la marca”. Si intentamos adaptar todo para todos, crear un producto para todos los públicos, no llegaremos a ser nada para nadie. A pesar de que está demostrado que tiene resultados negativos, es una de las leyes más utilizadas en el mundo corporativo y hace que muchas marcas desaparezcan. Mejor llegar más a quienes más nos conocen.
  13. Ley del sacrificio. “Se debe renunciar necesariamente a una cosa para conseguir otra”. Cuando cerramos nuestro nicho y delimitamos la gama de nuestra línea de productos o servicios, renunciamos a otros mercados concentrándonos en el nuestro únicamente. No debemos cambiar constantemente porque dejarán de identificarnos y confundiremos al consumidor.
  14. Ley de los atributos. “Para cada atributo existe otro opuesto, igual de efectivo”. Si un competidor se ha adueñado de un atributo, deberemos de buscar el opuesto para poder tener éxito.
  15. Ley de la franqueza. “Cuando admita algo negativo, el cliente potencial le concederá a cambio algo positivo”. Ser proactivo nos ayudará a que lo negativo de nuestro producto se convierta en positivo dándole la vuelta y transformándolo antes de que el cliente lo identifique y lo haga por sí mismo.
  16. Ley de la singularidad. “En cada situación, únicamente una jugada producirá resultados sustanciales”. En marketing, una sola estrategia a lo grande producirá buenos resultados si está bien planteada. Si seguimos varias estrategias, una será un paso atrás para la anterior.
  17. Ley de lo impredecible. “Salvo que escribas los planes de tus competidores, no podrás predecir el futuro”. Si nadie puede predecir el futuro, ¿por qué lo va a hacer tu estrategia de marketing? Basarnos en las tendencias y adaptarnos es la mejor opción.
  18. Ley del éxito. “El éxito suele preceder a la arrogancia, y la arrogancia al fracaso”. Cuando el éxito asoma, el ego sube. Lo que no se traduce en que nuestro siguiente producto lanzado tenga que ser igual de exitoso. Mejor no dejar que un éxito nos lleve al fracaso total.
  19. Ley del fracaso. “El fracaso debe ser esperado y aceptado”. Reconocer, identificar, aceptar y tratar de corregir errores para que no afecten más tarde, nos alejará del fracaso más que ignorarlos.
  20. Ley del bombo sensacionalista. “A menudo, la situación presenta una forma diferente a como se publica en la prensa”. Estaremos en problemas cuando aparecemos en prensa por alguna causa negativa. Suele ser sin previo aviso. Los indicios están en los pequeños problemas diarios que tendremos que ir solucionando para evitar esto.
  21. Ley de la aceleración. “Los planes que triunfan no se construyen sobre novedades, sino sobre tendencias”. Y las tendencias cambian constantemente. Una forma de mantenernos en la demanda es no satisfacerla del todo a corto plazo.
  22. Ley de los recursos. “Sin los fondos adecuados, ninguna idea despegará del suelo”. El motor del marketing es el dinero, necesario para entrar en el mercado y para mantenerse en la mente del consumidor. Establecer un buen plan económico y optimizar recursos ayudará a que nos sigamos moviendo hacia adelante.

¿Te ha gustado el post? ¿Conocías las leyes del marketing? Podemos ayudarte a aplicarlas a tu negocio, ¡contáctanos!

Write a comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.